Respirar fuera de peligro

7 visitas

Cómo protegerse del coronavirus

Estamos en una pandemia hace ya más de un año. Aunque ahora cada vez se puede ver la luz al final del túnel, esto parece que no terminará ahora, cada vez hay nuevas mutaciones del coronavirus, más dañinas y contagiosas. Pero estamos cansados de estar en casa por ya tanto tiempo, sobre todo los jóvenes, así que decidimos invitar amigos, juntarnos con familiares, creemos que estamos seguros entre nosotros, ya que son familiares, ¿no me pueden contagiar, no? ¿Puedo respirar fuera de peligro alrededor de ellos, verdad?

Santa Cruz, Bolivia no es la excepción. En una ciudad en la que la fiesta, amigos, familiares y la cercanía física son bastante importantes, no es fácil quedarse en casa por tanto tiempo y cuando uno ve a gente querida, no puede evitar darles un abrazo. Y este es el problema; la cercanía, el no usar barbijo.

Para esto hay que entender cómo uno logra contagiarse de coronavirus. El coronavirus viaja por aerosoles o gotículas respiratorias, que son pequeñas gotitas que expulsamos al hablar, reír, toser, estornudar y hasta respirar. Estas gotitas, para que nos contagiemos, deben tener contacto con nuestros ojos, boca o nariz. Según el servicio de salud pública de Reino Unido, NHS, la cercanía a un contagiado de menos de 2 metros por unos 15 minutos es suficiente para contagiarse. El periódico BBC también nos pone una situación, diciendo que si por ejemplo pasamos fugazmente al lado de una persona contagiada, esto sería suficiente para contagiarnos, ya que esta persona podría haber dejado  estas gotitas virales y esto presenta una gran amenaza para cualquiera que pase por donde esta persona pasó, por lo que nos recomiendan (obviamente) el uso de barbijo, mantener distancia y evitar en lo posible cualquier tipo de contacto. Pero también se ha demostrado que, sin embargo, vivir en la misma vivienda que un contagiado, no significa que nos hayamos contagiado.

Pero ahora, ¿cómo me puedo proteger de este virus?, ¿cómo puedo respirar fuera de peligro? La respuesta más fácil y más efectiva es quedarse en casa y evitar cualquier contacto. Pero esto es casi imposible, porque muchos deben ir a trabajar, algunos colegios ya abrieron, hay que ir al supermercado para poder hacer las compras, etc. ¿Cómo uno se puede cuidar en esas situaciones? Cuando uno está en estos lugares, debe evitar a toda costa el montón de gente y preferiblemente, debemos ver que haya ventilación, ya que así los aerosoles anteriormente mencionados pueden esparcirse un poco, reduciendo la posibilidad de contagio. También debemos ver a nuestro alrededor y observar que cada persona tenga puesto su barbijo de forma que le tape correctamente la nariz. Para esto la Organización Mundial de Salud publicó la siguiente imagen:

Fuente: https://www.hemocentromdp.org.ar/noticias/58-el-uso-de-barbijo-y-m%C3%A1scaras-reducen-a-un-m%C3%ADnimo-la-posibilidad-de-contagios.html

En la que se puede ver que no ayuda de mucho si uno lleva barbijo y mantiene la distancia pero la persona contagiada no lleva barbijo o no se lo pone de forma correcta.  También se puede ver que es de mucha ayuda llevar algo que proteja los ojos, ya que como antes mencionado, estos aerosoles o gotitas respiratorias, si llegan a tener contacto con nuestros ojos, hay una posibilidad de contagio.

Entonces, volviendo al punto de si es que nos podemos contagiar al estar con familiares o amigos, se puede decir que sí. Pero hay que analizar un poco la situación y ver si:

  1. Todos usan barbijo y lo tienen bien puesto
  2. Todos mantienen una distancia de al menos 1.5 metros
  3. Están en un lugar ventilado

Pero, ¿qué pasa si queremos comer o beber algo? ¿Cómo me protejo si no llevo barbijo? Para esto antes que nada, es muy importante haberse lavado las manos por al menos 20 a 30 segundos, lo recomendado por la Organización Mundial de Salud. Otra cosa muy importante es reducir nuestro círculo y  estar seguros de que nadie se haya juntado con mucha gente o con alguien que esté contagiado. Luego, al comer algo con demás personas, la clave está en la distancia y estar al aire libre, como lo confirma Lindsey Leininger, investigadora de políticas sanitarias y profesora clínica de la Escuela de Negocios Tuck de la Universidad Dartmouth, en la revista The New York Times. Otro consejo que nos da Leininger es que lo mejor también es que cada uno traiga sus cosas o usar desechables que no hayan sido toqueteados o manipulados. Y por último el tema de ir al baño. Es inevitable que después de estar horas en un lugar, no se tenga que ir al baño. Para esto es importante que vaya uno a uno al baño, lavándose muy bien las manos y evitar tocar cualquier objeto o superficie. Nadie debería sacarse el barbijo y para estar aún más seguros, se puede desinfectar las superficies una vez usado el baño. Y así, deberíamos poder estar casi tranquilos de que nadie se contagie.

Sin embargo, no hay que bajar la guardia, pero también es bueno y sano poder disfrutar de un junte entre amigos o familiares, siempre y cuando se respeten las medidas de seguridad. Siempre  y cuando se respire fuera de peligro.

close

¡Hola! Mi nombe es Sophie y tengo 16 años. Me interesa aprender cosas nuevas y poder expandir mi conocimeinto mediante nuevas experiencias. Estoy emocionada por poder participar en esta revista y poder aprender todo lo posible.

El más reciente

Relato en RED

– “Las cosas tienen vida propia, todo es cuestión de despertarles el ánima», fue lo que